Leurtza entre la niebla.

Leurtza, oculto entre la niebla, ayer. 

Ayer, cuando subimos, la Catedral aparecía cubierta de niebla. Aún más que de costumbre, las columnas y las bóvedas hechizaban nuestras miradas. Entre las brumas que acariciaban el paisaje, nadaban lamias y correteaban gentiles, y Basajaun silbaba desde lo profundo del bosque. Los trasgos traviesos jugaban a esconderse de nosotros entre los troncos muertos y retorcidos. Los elfos, desde su casa de cristal en lo alto de las hayas, cantaban su eterna canción de susurros y silencios. Miles de ranitas brincaban entre la hojarasca volviendo a su casa “el bosque” desde el lago que les vio nacer, y donde han vivido hasta ahora. Tritones y salamandras, caracoles y lombrices, pululaban entre el humus empapado. El silencio y el sosiego abrumaban mis neuronas, colmaban mi sangre, anegaban mis ojos y mis oídos. Las hojas de tus árboles destilaban brumas y de entre ellas afloraban lágrimas de agua limpia, y el sonido perpetuo de un millón de goteras bendecidas colmaba el alma y el paisaje de recuerdos. Se derramaban sortilegios por los cuatro costados del mundo.

Ayer, cuando paseábamos por Leurtza, las más ínfimas menudencias semejaban prodigios cósmicos, o quizá lo eran. Ayer, sin prisa, hendíamos el interior de una nube que se enamoró del Bosque. Ayer, en la Catedral, todo parecía hipnotizado, detenido de amor, mientras la arboleda besaba con sigilo a la nube enamorada. 

Cantaba quedamente el camachuelo entre la espesura láctea, blanquecina, jugosa. Se oían nuestros tímidos pasos por la hojarasca, y poco más. Violines y oboes, fagots y chelos sonaban en mi mente aletargada y decían, y cantaban, y decían, y cantaban……

Delicias que me tiene reservada mi Madre Tierra cuando vuelvo a sus honduras. Amparo en su regazo, refugio entre sus pechos, bahía tranquila para el navío de mi conciencia. Ya llega el calor de su cobijo a mis entrañas brumosas, y por fin, lo De Fuera es Mi Adentro.

Juan Goñi


Living Waters - Philip Glass


 

3 comentarios:

Publicar un comentario